domingo, septiembre 21, 2008

EL ÉXITO DE APRENDER NUEVOS HABITOS

.
Este relato me acompañó durante mis primeros años de práctica del Tai Chi Pai Lin...luego me sirvió en la enseñanza, lo reencuentro hoy y me resuena como indispensable para mi tarea cotidiana, cuando me parece infructuosa, recuerdo al poderoso BAMBÚ JAPONÉS.

Lo comparto con Uds. con el sincero deseo de que esta primavera sea el nacimiento de lo que mas nos alimenta, pudiendo discriminar así de todo lo que no nos acompaña con CUIDADO AMOROSO Y PACIENCIA .


.
.
No hay que ser agricultor para saber que una buena cosecha requiere de buena semilla, buen abono y riego constante. También es obvio que quien cultiva la tierra no se para impaciente frente a la semilla sembrada y grita con todas sus fuerzas:
.
- "....¡Crece, maldita seas!..." -
.
Hay algo muy curioso que sucede con el bambú japonés y que lo trasforma en no apto para impacientes:

Siembras la semilla, la abonas, y te ocupas de regarla constantemente. Durante los primeros meses no sucede nada apreciable. En realidad no pasa nada con la semilla durante los primeros siete años, a tal punto, que un cultivador inexperto estaría convencido haber comprado semillas infértiles. Sin embargo, durante el séptimo año, en un período de solo seis semanas la planta de bambú crece ¡más de 30 metros!
.
- " ¿Tardó solo seis semanas crecer? " -
.
- " No. " -
.
La verdad es que se tomó siete años y seis semanas en desarrollarse.
.
Durante los primeros siete años de aparente inactividad, este bambú estaba generando un complejo sistema de raíces que le permitirían sostener el crecimiento que iba a tener después de siete años.
.
Sin embargo, en la vida cotidiana, muchas de nosotros tratamos de encontrar soluciones rápidas, triunfos apresurados sin entender que el éxito es simplemente resultado del crecimiento interno y que éste requiere tiempo.
.
Quizás por la misma impaciencia, muchos de aquellos que aspiran a resultados en corto plazo, abandonan súbitamente justo cuando ya estaban a punto de conquistar la meta. Es tarea difícil convencer al impaciente que solo llegan al éxito aquellos que luchan en forma perseverante y saben esperar el momento adecuado. De igual manera, es necesario entender que en muchas ocasiones estaremos frente a situaciones en las que creeremos que nada está sucediendo. Y esto puede ser extremadamente frustrante. En esos momentos (que todos tenemos), recordar el ciclo de maduración del bambú japonés, y aceptar que -en tanto no bajemos los brazos, ni abandonemos por no "ver" el resultado que esperamos-, sí está sucediendo algo dentro nuestro: estamos creciendo, madurando. Quienes no se dan por vencidos, van gradual e imperceptiblemente creando los hábitos y el temple que les permitirá sostener el éxito cuando este al fin se materialice.
.
El triunfo no es más que un proceso que lleva tiempo y dedicación. Un proceso que exige aprender nuevos hábitos y nos obliga a descartar otros. Un proceso que exige cambios, acción y por sobre TODO:
formidables dotes de paciencia.
.
.


Con Confianza y Amor para Uds.
y hoy , muy especialmente con afecto
del Corazón - del Encuentro de Cielo y Tierra
a PABLO SUELTO - BENAVIDES .
( ya falta menos... no lo dudes... !!!)
.
.
sumo a mis muy queridos alumnos !
confiando en que el camino que están haciendo es exactamente el del bambú ,
si permanecen con DEDICACION y TIEMPO, el fruto es bien real !
... no es cierto Pablo Pck.?
.
MARINÍ.-





16 comentarios:

ABRAXAS CADIZ dijo...

¡Fantástico relato!
Si tomáramos ejemplo de la Naturaleza para vivir nuestras vidas...
Nos afanamos en leer y leer libros, pero...
y el Gran Libro de la Naturaleza... ¿no contiene a todos los demás?

Mariní dijo...

Hola Abraxas!!!
siii,
viste que "preciso y precioso"?
(como diría mi amiga María Laura S...)

Somos parte de ella,
y nos olvidamos de nuestra esencia
porque "ni ahí"
(expresión porteña cómo decir "para nada")

entonces
si podemos entender un
poquiiiito esto
podemos saber que no
somos algo independiente
DE NADA!!!!!

como dicen los taoístas

/y mi maestro/

el hombre viene de la tierra
la tierra viene del cielo
el cielo del tao
y el tao?


Un abrazo para vos!!!

MARINÍ

Mariní dijo...

(cuando digo "somos parte de ella"
me refiero a la Naturaleza y su Gran libro!!)

Pablo dijo...

Mariní querida, que hermos cuento, y que hermoso regalo!!!

Tanta sabiduría y tan oportuno en este momento mio.

Alguna vez leí un proverbio chino que decía “estudia 100 años en la oscuridad y pasa en 1 segundo al estrellato“ ahora en que se inspiró este saber popular...

gracias de nuevo, de corazón,

pablo : )

ABRAXAS CADIZ dijo...

... y el Tao sigue su propia Ley.

Otro abrazo para vos...

m.l dijo...

gracias.... preciso en este momento( y en todos, pero hoy estaba con ganas de revolear todo por el aire...)

Lorena dijo...

Este GRACIAS que dejo aqui, otro que fue por mail...y otro que me quedo yo conmigo

GRACIAS

por el regalo y tantos otros

El murmullo dijo...

Mariní gracias por el texto...
Somos un blanco fácil de la ansiedad..!!!

Gracias

Carlos

pablo dijo...

mari!
hace un tiempo me habías pasado este texto, lo imprimí y lo tengo ahí, para darle serenidad y fuerza a la paciencia.
ahora estoy en el plan de la paciencia y el soltar!
gracias mari
abrazos,
p

Mariní dijo...

" SERENIDAD Y FUERZA
A LA PACIENCIA "

es genial Pablo!

pero con estas dos
super Herramientas
podemos cambiar el rumbo
hacia la PACIENCIA!!!

no es adormecerse
no es inmovilizarse
no es congelarse !!!

y que en el Tai Chi
podamos ir sintiendo
los cambios ...

y verte así hoy a vos ...
encarnando este camino

es para mi una alegría
ENORME !!!
Por vos y por mi
/no puedo negarlo...

Un abrazo grande !

MARINÍ

Mariní dijo...

hey Pablo,
olvidaba la etapa nueva
q nombrás

de PACIENCIA Y " SOLTAR "...

ese es el capítulo
siguiente que veremos
juntos ,
Tao Te King mediante ...

Besos

MARINÍ

Pablo dijo...

gracias mariii!!
serenidad y fuerza : es que cuando lo pienso son las dos herramientas que hacen funcionar mi paciencia.
la serenidad para darle espacio a que la cosa se construya a su forma y en su tiempo, y la fuerza para que esa serenidad se movilice y active. es el lindo equilibrio!
abrazo grande grande grande!PABLO

Anónimo dijo...

Gracias por el relato... en éste momento tal vez sea una oportunidad de echar alguna raíz en la tierra.Un beso para vos A.

Anónimo dijo...

Mariní..gracias por el texto, leer este tipo de cosas te alienta a seguir con eso que quieres y no ves.... Gracias.. Petons

Andres Schuschny dijo...

Mariní,
Muy lindo cuento. La paciencia es necesaria para contemplar lo que tiene que llegar, que seguro llega, y aceptar lo que no llegará, sin resignación. Al final de cuentas la paz interior que se logra y la aceptación, al someternos a la ley de la paciencia termina siendo más importante que lo esperado!!!
Muchas gracias por compartir con nosotros tan sublime texto.
un abrazo enorme
Andres

Anónimo dijo...

MARI .....!!! nuevamente gracias porque tus mensajes son muy oportunos ....me invitan a pensar y muchas veces a serenarme ....es un placer enorme leer tu blog ...eltexto de hoy es de una gran enseñanza ...lo voy a compartir con mis afectos ,sin olvidarme de quien me lo brindo .GRACIAS !
caty